La primera temporada de Kingdom nos trae a la pantalla un thriller que dará mucho que hablar. La trama nos trae un apocalipsis zombie que se da alrededor de los siglos XV y XVI en Corea, durante la dinastía Joseon y aquí es donde surge la intensidad de su historia.

Nada más y nada menos que una arriesgada apuesta por parte de su director, King Seon-Hung ha sido la convergencia del género zombie con la cultura ancestral asiática, que les puedo asegurar es un cóctel explosivo para el público amante del género, algo inusual, pero que suscita paso a paso en su historia un desentramado de acción meticuloso, que te atrapará desde el principio.

Que nos cuenta la historia?

La historia se desarrolla en el reino Joseon, en un momento muy controvertido, donde los políticos luchan por el poder, compitiendo incesantemente sin escrúpulos, mientras el pueblo sufre un intenso hambre y es abandonado de algún modo por sus gobernantes.

La trama es un compendio que va de menos a más, creando una intensidad que se combina con paisajes espectaculares acompañados de una fotografía intrínsecamente cuidada y hasta majestuosa. En cuanto al vestuario, solo puedo decir que es extravagante, tanto en protagonistas como en actores secundarios. Es más, esta serie destaca principalmente por el despliegue extraordinario del ropaje de época, que te llevará a sentir el paso del tiempo en su historia.

Si bien, la trama rueda en torno a las aventuras de Chang, un príncipe heredero desterrado que lucha por volver a recuperar su trono, en medio de esa disputa regional, deberá elegir distintos caminos y atravesar duras dificultades. Esta agitada región pondrá a prueba no solo su valentía, sino también su dignidad como heredero y persona.

Una nueva forma de ver historias de zombies…Kingdom renueva el género.

Así, que mientras el apocalipsis zombie azota la región con una entereza absoluta, al mismo tiempo, nos sumerge en la cruda historia de una sociedad sumisa y obediente que sufre la ambición del hombre, donde el contraste de la injusticia y la violencia sumada a la impunidad, son el caos del día a día.

La tenacidad zombie, no solo nos devela la barbarie humana, sino nos sumerge en el muladar político a través de una ficción. Kingdom explota una historia fuerte, que a su vez impulsa el género a una narrativa más interesante y llevadera…una nueva forma de ver historias de zombies, que siempre repiten el mismo camino.

Cómo nace esta idea tan original?

Eun-hee Kim que estuvo trabajando en el guión desde el 2011, contó que se inspiró en una historia real, que data en los anales de la dinastía Joseon, donde cientos de miles de personas murieron de hambre siendo víctimas por las luchas del poder político, que sumido en su ambición no atendía a un pueblo que llego a comer cortezas de árboles y raíces a falta de arroz y granos…ni hablar de la carne, en esa época eso era un lujo que solo la realeza se podía permitir.

Desde ese punto de partida, como eje central, la escritora decidió transmitir el dolor de la gente y abordar esta conmovedora historia a través de una ficción de zombies con un toque medieval y una cruda realidad que desde ya no dejará indiferente a nadie.

Conclusión

La serie entona su primera temporada con 6 capítulos de 50 minutos de duración cada uno de ellos. Es una producción original coreana de Netflix que últimamente apuesta más por el género asiático.

Aclamada en su premiere por 130 millones de espectadores en su primera temporada nos garantiza entretenimiento. Disfruta a pleno esta serie, de una forma distinta a la que estamos acostumbrados.