Ultraman y el regreso del ícono japonés.

0
71

La pasada semana Netflix lanzó la presentación de “Ultraman”, una adaptación animada de la legendaria serie japonesa de ciencia ficción de la década de los 60’. La temporada está repleta de acción y así se actualiza con éxito ésta franquicia que apunta tanto a fans clásicos como a una nueva generación de espectadores.

trailer en español: click aquí

A diferencia de lo que ocurre con la mayoría de los remakes estrenados últimamente, en este caso diríamos que los resultados son bastantes positivos ya que la trama nos sumerge en un Ultraman totalmente renovado. 

Hace 50 años Sin Hayata se unía al equipo Ultraman para derrotar a monstruos gigantes e invasores alienígenas que estaban empeñados en destruir la tierra en cambio hoy en 2019, su hijo, Shinjiro asume la responsabilidad de su padre. Todo comienza cuando Sin Hayata queda gravemente herido en una lucha con un poderoso alienígena, llamado Bemular. Este desafortunado evento obliga a Shinjiro a ponerse el traje de “Ultraman” aunque no está preparado aún para asumir esa responsabilidad.

Bemular luchando con Sin Hayata.

El joven deberá encargarse de defender la tierra de las amenazas alienígenas que la acechan. Teniendo en cuenta que es difícil distinguir los buenos de los malos en las agencias gubernamentales, Shinjiro se enfrentará a un mundo más complejo que el de su padre.

Shinjiro es Ultraman

Nuestro protagonista es un estudiante promedio de secundaria que trata de encajar con sus amigos, detrás de su tranquilo carácter alberga todo un desorden personal con sus secretas habilidades que heredó de su padre pero que jamás podrá contar a nadie. La carga de Ultraman es difícil de soportar, más aún cuando su padre le confiesa lo consternado que está por dejarle esa responsabilidad que parece ser más una maldición que un poder.

La historia nos presenta tres personajes muy importantes que ya son familiares para los seguidores del clásico Ultraman. Empezando por Dan Moroboshi, que es el héroe de Ultra Seven, el segundo en unirse al escuadrón ultra, excepto que en vez de ser un extraterrestre disfrazado como lo era en Seven, aquí es un humano que quiere demostrar que no necesita poderes Ultraman para ser suficientemente fuerte y obtener el trabajo como compañero del líder.

Dan Moroboshi es Ultra Seven

En cuanto a Seiji Hokuto (Ultraman Ace) en esta saga es un adolescente humano que recibe extremidades cibernéticas después de ser el único superviviente de un accidente en un avión, este joven quiere unirse al equipo Ultraman para salvar los derechos de los alienígenas buenos que viven entre los humanos.

Seiji Hokuto es Ultraman Ace

Pero si recordamos el viejo Ultraman Ace, que permanecía oculto en el cuerpo de dos humanos diferentes, un hombre, Seiji Hokuto y una mujer, Yuko Minami, los que habían sido elegidos para poseer un anillo mágico que al unirlos, ambos se fusionaban y así se transformaban en el gran guerrero, pues entonces notaremos la gran diferencia que aquí marca la nueva historia. Igualmente el arco que se forma entre los tres es muy interesante ya que a medida que un joven Shinjiro ingenuo va desarrollando sus poderes, sus compañeros le ayudan a generar su propia confianza.

La serie combina las sensaciones y presentaciones de la vieja escuela, fusionando secuencias de lucha increíbles que son tan ágiles, frenéticas y llenas de acción al punto de brindarnos un asombroso espectáculo cuando este icono entra en la lucha. En sí la historia de Ultraman se mueve a un ritmo frenético aumentando el suspenso para dejarnos en ascuas de cuando aparecerá su próximo enemigo.

Una de las mayores características que encarna este superhéroe, es ser un hombre de talla humana que encaja en una armadura metálica, donde el héroe debe enfrentarse con enemigos más grandes y desde ya, más fuertes. Sin embargo, esta nueva saga no se aleja demasiado de sus predecesores tokusatsu, porque no solo hace homenaje a la serie original, sino que incluso evoca detalles predecesores como las peleas basadas en coreografías usadas en la clásica Ultraman y Super Sentai.

Lo más positivo de todo esto, es que el personaje se desarrolla sin acelerar su progresión para que puedas disfrutar de poco a mas como “Ultraman” va progresando y amortiza el clímax a finales de la temporada. Ver a Shinjiro como de poco va descubriendo sus habilidades es emocionante especialmente tras recibir muchos golpes y derrotas.

Aprovechando la animación CGI las secuencias de acción cobran más dinamismo que en un 2d. Entonces para finalizar, si seguimos el legado de los superhéroes de acción, Ultraman cumple las expectativas de lleno. Sin embargo sí debo decir los contras, pues quizás afirmaria que los 3 primeros capítulos van algo lento aunque el 4º es explosivo y gana tiempo de sobra. Lo que se hace un poco engorroso es quizás que entre tanta acción y escenas de violencia se mezcle una historia de amor adolescente que aunque es muy básica y precisa hay momentos que sobran. En fin la saga promete y yo la recomiendo sin lugar a dudas.

La serie se compone de 13 capítulos con 20 min cada uno. Está doblada al español si no te gustan los subtítulos.